Blogia
El Rincón del Diablo

Perspectivas de lo Religioso

Perspectivas de lo Religioso

 

No es con afán de desprestigiar ni remover los cimientos de nuestra ya arraigada creencia religiosa, anclada en lo occidentalizado, que se apertura esta nueva sección de El Rincón del Diablo. Nada tiene que ver la denominación del blog, por supuesto. Sé que a muchos les resultará chocante echar un vistazo cada mes una edición literaria con tales preceptos y avocando temas tan inquietantes como, a la vez, prohibidos. No se trata tampoco de un sabotaje a la religión que muchos profesamos (sin saber, claro, que es un grosero plagio de Occidente). No es un golpe bajo al Papa, que desde el Vaticano ignorará seguramente (como tal vez no) la existencia de este blog. Se trata de algo disímil que nos habíamos propuesto hacer y que acabamos de plasmarlo. Es la inspección a través de los más oscuros e inexplorados recovecos de la Religión como complejo tema literario el motivo, simplemente, por el cual se ha recopilado e indagado en diversa bibliografía, a la búsqueda extenuante de perspectivas distintas al respecto, para mostrarlas ahora a los visitantes de este sitio web. 

Si nos atrevemos a coger un diccionario cualquiera y buscamos la palabra "religión", encontraremos seguramente un concepto parecido al siguiente: "Conjunto de creencias, normas morales y prácticas rituales relacionadas con la divinidad". Es decir, que no necesariamente hemos de hablar de la divinidad proveniente del Viejo Mundo, afincada en las cercanías de la Península Itálica y extendida en casi todo el mundo cuando hablamos de religión. El estudio de este tema involucra una serie de conceptos basados en las creencias de no sólo ésta sino también de diversas culturas, y que, por supuesto, van asociadas a temas y bibliografía que tienen implicancia con la Sociología, la Filosofía, la Antropología, y otras ciencias que nos permiten una profundidad de análisis, así como el conocimiento de un universo más amplio y diverso.

No necesariamente se tiene que hacer relaciones y conjeturas tiradas de los pelos cuando se observan trabajos como "El Evangelio según Jesucristo" del portugués y Premio Nóbel de 1998, José Saramago. Y es que lo común que se hace al ver estas cosas o al escuchar la palabrita "religión" es imaginar a un templo de adornos de origen barrocos e imágenes de piedra en su interior, con bancas a uno y otro lado, de una alfombra que conduce a un altar que exhibe, detrás, una estatua gigantesca, o quizá una pintura sencilla, de un Cristo crucificado, a la espera inminente de la misa de doce, donde los feligreses han de acudir para juntar las manos, repetir el Ave María como unos auténticos autómatas, arrodillarse, ponerse de pie, hacer lo que el "sumo sacerdote" les diga, y hacer la rutina común y ya conocida por todos los que tienen conocimiento del Catolicismo y sus obscenas variantes. Nos hemos acostumbrado, desgraciadamente, a ver el tema religioso como una rutina digna de viejas beatas, o bien, que debería estar ligado exclusivamente a ello. Inclusive, hasta hace algunos años, en casi todo el Perú (siquiera hoy existen sus excepciones), se dictaba el curso de Educación Religiosa desde el punto de vista Católico, y todo lo que se dijera tenía que ver directamente (yo soy testigo) a las concepciones burdas y exentas del análisis, planteados por esta Iglesia. No es mi objetivo desmerecer a la religión Católica, sólo pienso que la Biblia es una obra literaria de una relevancia tan grande (como lo es también, en sus culturas, el Corán o los libros de Confucio) para dejarlo solamente en la lectura superficial, en la acción tonta de entender al pie de la letra lo que ahí se está planteando. No soy un lector asiduo de este libro, tampoco lo he analizado absolutamente todo con la minuciosidad de un crítico literario, pero sí he capturado ciertas partes de aquel volumen y me he sentado a interpretar, por lo menos, la significancia de los hechos en el Éxodo, los poemas del rey Salomón en Cantar de los Cantares, o las parábolas (de rasgos evidentemente metafóricos y con aire pedagógico) de uno de los Evangelios en el Nuevo Testamento. Y sé que hay planteamientos muy distintos a los que comúnmente la gente les daría. Saramago tuvo una visión diferente del Evangelio e hizo una obra maravillosa, la cual podemos observarla ahora en cada librería, y leer un estilo tan complejo como sencillo para abordar el estado humano del que por hoy es, quizá con justicia, el personaje más célebre de la Historia de la Humanidad.

Hablar de religión es también avocarnos, como dije líneas atrás, a la noción de otras religiones, de otros ritos o creencias. Eso implica, asimismo, tener en cuenta, por ejemplo, que el Satanismo es una religión y tiene sus fundamentos, lo cual no quiere decir que esto es una apología a ello o que al terminar de leer los textos de este blog el lector quedará convertido en un perfecto ateo, en un seguidor de la religión satánica o en un buscador de una creencia más o menos veraz y acorde a su filosofía de vida. Retratamos aquí, tan sólo, un conjunto de trabajos -literarios en su mayor porcentaje- que tiene como tema principal (acaso oculto, o como una sencilla referencia para mostrarnos una idea mayor) a la Religiosidad, a sus miles de facetas y conceptos ligados a una serie de creencias referidas a lo místico-divino, de una manera general.

Así, se han recogido y seleccionado textos que hemos podido encontrar en la red, en revistas literarias y que nos han enviado como colaboración para esta edición, con relación a esta temática. Entre ellos encontrarán una semblanza de la vida y obra de H. P. Lovecraft, escritor estadounidense de la primera mitad del siglo XX; una selección de textos de Los Versos Satánicos de Rushdie, que nos plantean una mirada distinta y una seria crítica de la religión musulmana; un ensayo sobre la novela de Saramago: El Evangelio según Jesucristo, entre otros artículos; una selección de poemas de jóvenes poetas, entre los cuales destaca la figura de Cecilia Podestá, peruana, y que entre sus creaciones publicadas en su reciente blog Muro de Carne, nos vuelve a sorprender con una visión más claramente humana del personaje bíblico de María, a manera de continuación de su trabajo hecho en La Primera Anunciación; y cerrando esta edición, cuatro trabajos narrativos de autores reconocidos a nivel nacional e internacional, como lo son Reynaldo Santa Cruz u Óscar Colchado Lucio, este último, fiel a su estilo, mostrándonos ciertos rasgos del tema religioso en una acertada mezcla con la idiosincrasia de la gente del Ande, su cultura, sus muchas creencias, y brindándonos uno de los cuentos mejor estructurados de su libro Cordillera Negra, ya editado por muchas editoriales hoy en día, poseyendo en el fondo un tinte real-maravilloso, que por el contexto podríamos llamarlo Mágico-andino y que refleja los dogmas, credos y la forma de vida de aquellos hombres.  

Como pueden ver, son muchas las variantes y posibilidades que se pueden apreciar cuando se toca un tema tan delicado pero definitivamente interesante y profundo como lo es la Religión. No muchos tomarán con la seriedad esperada (o, mínimamente, con cierta gracia), el trabajo aquí expuesto. Nos falta, pues, mucha madurez para afrontar este tipo de temas con serenidad y una visión abierta, sin hermetismos ni objeciones infantiles. Esperamos, entonces, haber empezado por algo y, concientes de la hecatombe inminente, hemos de continuar, sabiendo que nada está perdido.

Cerrando así este discurso a manera de Introito, nos queda abrirles las puertas a una habitación de luces que, puede no anuncien un Paraíso, pero sí una perspectiva personal y nueva de cada autor sobre la temática abordada. No están obligados, claro, a continuar leyendo. El Libre Albedrío existe y, por lo tanto, son libres de conocer o no este ámbito, desde una posición mas bien literaria, pero sin una venda gris en los ojos. Pueden desertar o seguir con el camino escogido. Sin embargo, como dicen en los textos bíblicos, el que quiere oír que oiga. En este caso, los que deseen, véanlo a continuación.

 

 

Di@bóliko

DIRECTOR OFICIAL DE ESTE INFERNÁCULO

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

Diabolico -

interesantes tus "folclóricos" comentarios, al menos no ofreciste pasar huevo...
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

chamán subte -

te invito a mi ritual de baño de florecimiento, la pasada de cuy es gratis!!!
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres